Recreativo veintiséis

Hace mucho que no cantaba con mucha enjundia, y mis párpados me duelen un poco, al igual que algunos músculos de mi cabeza y el cuello. También un poco la cavidad estomacal.

Hoy ya no puedo seguirle porque me lastimaría en vano, que mi garganta está un poco raspada.

A su vez, ando atenta, como si se me hubieran abierto algunas cavidades nasales, al igual que en la garganta. Y también en mi cabeza, mientras cantaba, estuve construyendo una esfera mental, en el centro de mi cabeza y hacia atrás de ella, para encontrar ciertas notas o resonancias de difícil acceso. En general mi cabeza está liviana y se siente muy rico.

Pero si quisiera seguir cantando, estoy segura de que no sonaría muy bien.

La canción que estoy practicando me es difícil.

Descubrí que puedo llegar a notas altas muy limpiamente, sin gritar. Y lo que quiero no es gritar, sino cantar más alto, cosa que logré, pero me resulta difícil bajarle de nivel para regresar a las estrofas, o repetir el gritillo tres veces seguidas, porque a veces se me olvida la nota a la que tengo que llegar. Y a veces grito sin querer.

La cosa se arregla acomodando la voz y abriendo la boca hasta la parte de hasta atrás o a veces, sacando una voz más nasal, enfrente y hacia afuera de la cabeza.

Cuesta su trabajo entonarme, y encontrar la resonancia adecuada, y la siguiente dificultad, son los cambios en estas resonancias. A veces la voz se me va a la garganta o canto con una “falsa voz.” A veces por estar poniendo atención en dónde acomodo la voz, dejo de entonar bien. A veces, debido a imitar los adornos de la cantante descuido cantar bien y grito.

Cosas así.

Algunos problemas son ocasionados porque no gesticulo lo suficiente y no abro bien la boca. O porque no preparo bien mi posición corporal para saltar hacia unas notas que están en la cabeza.

En mis grabaciones, mis errores se me hacen muy notorios y sucedió que lo que sí salió bien en una toma, no salió bien en la otra, y la cuestión importante no sería editar esas tomas, sino que pueda atravesar la canción bien, de principio a fin.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *